miércoles, 14 de julio de 2010

COMUNICADO

Queridos amigos:
Desde que inicié esta aventura de querer compartir con todos ustedes un poco de música y a través de eso hacer una bonita comunión con vosotros, lo he hecho de forma desinteresada y sin algún afán de lucro. Nunca he percibido ninguna gratificación económica, sólo las muestras de agradecimiento y de cariño de muchísima gente que visita este lugar.
Son cerca de 350000 visitas y que seguramente muchas de ellas piensan parecido a lo que yo siento y expreso; para mi es una gran satisfacción hacer una labor de difusión de buena música y está en cada quien hacer buen uso de ella.
Les cuento que cuando yo era músico activo, lo hacía por amor al arte y siempre me incliné por el género andino, donde siempre compartí lo que tenía sin interés alguno; puedo decirles que al final de todo siempre perdí en lo económico más que ganar algo con ello, así puedo contar que en ocasiones que presté instrumentos, discos, dinero (generado por alguna pequeña ganancia boteando tal vez) no hubo vuelta y lo perdí, y no con ello me sentí dañado emocionalmente y dejé de hacer lo que me gustaba que era tocar y difundir la música andina y más la de raíz, pues siempre me han gustado las tarqueadas, mohoceñadas, sicureadas, pinquilladas, etc.
También he visto que personas nativas de las zonas andinas venden sus productos para sobrevivir y lo hacen honestamente; también he conocido pillos que abusan y lucran de más con ello y explotan seguramente el trabajo noble de los artesanos.

Voy a hablar un poco de un singular grupo italiano que se interesó en la cultura andina, aprendió sus costumbres y se apasionó por su música.
Lo hacen muy bien, diría yo que de manera excelente. Ellos crearon una web donde comercializan sus discos que producen y seguramente gastan mucho en ello y reciben ganancias también.
Digo todo esto porque voy a retirar cualquier indicio de posteos de ese singular grupo, no obstante que les aseguro que aquí, como en muchos blogs se les ha hecho una publicidad gratuita; les afirmo que muy pocos conocen a fondo la discografía que hacen los señores de Trencito de Los Andes.
Sólo los muy interesados profundamente en eso saben de su tienda virtual y algún despistado que le guste mediáticamente la música andina y que crea que todo lo que ellos hacen es un colorido mundo de ritmos tradicionales y más comunes está equivocado; los de Trencito realmente hacen música original étnica y a los que les gusta lo más criollo o reciente de la derivación de la música andina verán que es muy difícil de digerir y apreciar la fabulosa música autóctona de ese grupo italiano.
Aun así, no tengo el derecho alguno de exponer el arte de Trencito de los Andes y compartirlo con ustedes, dado que he recibo cuatro comentarios "anónimos" en los que me han tachado de cobarde y de sólo publicar los comentarios que me son agradables y me dicen que no tengo por qué postear sus discos, y en este momento estoy dando la cara y expresando que tienen razón y que voy a retirar lo que he publicado; lejos de lo que piensan de mi, yo les aseguro que mi intención es hacer llegar a todos un poquito de arte de calidad y que se conozcan las obras y de ahí se pretende que se parta a que cada uno indage y profundice sobre determinado artista y sus obras; ello abriría el interés de conseguir por su cuenta ese bello material y comprarlo como se debe y acudir a los conciertos en vivo y apoyar ese talento, yo lo he hecho muchas veces así y creo que de alguna manera hemos contribuido aquí  a que ciertos artistas vigentes se conozcan más y de ahí deriven muchas cosas en pro del artista. Creo que algunos de ustedes pensarán así, en forma positiva y que cuando se tenga la oportunidad, apoyarían a los artistas como lo he manifestado, lejos de causarles un perjuicio.
Como colofón, sería bueno que en cada lugar del planeta estuviera al alcance lo que nos gusta, sin tener que agregarle al precio de la compra el pago del traslado e impuestos y que se diera una facilidad para tener posesión del artículo de interés, eso ablandaría las economías y todos saldrían ganando.
Trataremos de seguir en buena lid hasta que se nos permita y no causar una merma en la venta de los discos de esos notables artistas que son los integrantes del Trencito de los Andes.

10 comentarios:

  1. Bueno, bajo la premisa de tratar de "cobarde" a alguien que da la cara con nombre e identificación y que todos ya conocen su paradero... puede ser. Pero, si el que trata de "cobarde" está amparado en forma miserable y agazapada por el anonimato... ¡uuuufff, que Dios nos pille confesados... ¡Por favor! ¡Seamos decentes y serios! Con NOMBRE y APELLIDO aceptaré cualquier denuncia, desacuerdo, enojo; por cierto, en el marco del debido respeto. Mira que cualquiera amparado por la cobardía de la anonimidad puede decir lo que le venga en gana. En mi país, a esa cáfila de humanoides, les llamamos MARICONES.
    Demos la cara antes de denunciar y/o menoscabar.
    Todo lo que tiene olor a anonimato NO TIENE VALIDEZ alguna.

    Pd.: ¿Quiénes son "trencito de los andes"?

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente ¿Quiènes son Trencito de los Andes?
    Resulta que Grupos que supuestamente se enaltecen por ser el contacto directo con la Raiz Viva y musical de un pueblo, que por supuesto se asume que ese es el contenido de su trabajo. Atacan y exigen que sus Materiales sean removidos como si se tratara de cualquier idolo Pop, es una verguenza.

    Para empezar dondeestan sus discos en las tiendas por lo menos en Latinoamerica no existen por ningun lado, factor determinante para recibirlos de forma compartida.

    Si pretenden estos Compas de Trencito que con mi tarjeta de credito compre sus discos por la Red para asi justificar que efectivamente son conseguibles estan en un tremendo error.

    Ya que estan en caza y Captura de aquel que se atreva a subir su material a la Red, Tambien deberian de estar distribuyendo su material por el mundo , no esperando a que de forma elitista con una Visa o una Master Card podamos accesar a sus producciones.

    Demuestren que pueden hacerse cargo del Mercadeo de sus materiales, tocan musica Andina y nada màs la venden en Europa que idea tan descabellada.

    La Mùsica es un festejo el compartir una tarea, el agradecer es lo unico que cuesta y por supuesto estos Amigos no agradecen ni la Promociòn que se les hace en los Blogs.

    Amigo Deivo estas en tu punto poderoso y sabes una cosa ya estan los CDs del Trencito en una o varios Blogs tambien. Aunque se enOjen y amenacen no podran parar lo que ya esta en movimiento.

    Un llamado para todas las agrupaciones del Genero Flokloroide.

    Liberados por su autor esa es la verdadera Mùsica, la que se hace por campartir el talento y no esperar que las tiendas On-line se encarguen de difundir sus trabajos al final cuando uno trasciende nada de eso nos vamos a llevar. Estamos de paso en este planeta.

    A ser Felices Bendiciones para todos¡

    ResponderEliminar
  3. Gracias amigo por seguir con este proyecto, esperamos tener màs musica por mucho tiempo mas

    ResponderEliminar
  4. Tu página y tus enlaces son la única oportunidad que tengo de conocer a determinados grupos de música andina. Actitudes como la que vienes denunciando hacen que permanezcan en las tinieblas del conocimiento determinados artistas que se ganan la vida ACTUANDO ante el publico. Parece ser que algunos artistas prefieren las migajas económicas de la venta de unos discos que el conocimiento del trabajo que hacen para luego poder verlos en conciertos.

    Un abrazo y como siempre mi apoyo, Deivo.

    ResponderEliminar
  5. Yo al igual que Deivo hace muchos años luché para conseguir discos que para mi en México era casi imposible, soy Lic. en Sistemas y desde que el internet salió me di a la tarea de compartir lo poco que tengo de este género tan hermoso, aunque los grupos piensen luego luego en piratería quiero decirles que gracias a esta labor mucha gente conoció no solo el género sino a los grupos que solo eran conocidos en su tierra, creanme yo no vendería ni un solo disco que tengo y aun teniendo una copia si Trencito o cualquier otro grupo de mis favoritos viniese a mi tierra le compraria hasta las cuerdas de su badurria si me alcanzara. Hermanos Músicos Andinos, sigamos compartiendo el Arte, si hacemos musica para vivir tendrá que acompañarse de amor puro por esas notas..... Ánimo partner Deivo!!!

    ResponderEliminar
  6. Por error o descuido mi anterior comentario apareció como ánonimo cuando tiene nombre. Reitero lo dicho.

    ResponderEliminar
  7. Don Deivo:
    Usted ha hecho una gran labor en compartir y dar a conocer muchas cosas lindas que son muy difíciles de conseguir.Muchas de las cosas que he encontrado aquí no creo que se conozcan mucho y por eso creo que usted no debería engancharse
    con lo que le escriben de forma aislada, no se deje intimidar por gente incapaz de contener lo que se viene como avalancha y que es la difusión de la música y del arte.
    Nadie es dueño de la música, ni los mismos músicos que la hacen, menos los productores y las casa discográficas, con el tiempo todo se vuelve del dominio público.
    ¿Acaso los que interpretan música de los clásicos y músicos de la antigüedad como Mozart, Bethoven, Bach, Molinaro, etc., etc.,recibieron algo con ello o sus descendientes actuales?
    Esos integrantes de Trencito de los Andes pegan gritos de ahogados y serán buenos, pero no son los únicos y nadie los echaría de menos porque no son consagrados ni de la aceptación popular, sólo pocos los conocen.
    Tampoco sus ventas son prolíferas y menos serán con sus actitudes. Tal vez no sepan que sus links seguirán circulando en blogs y foros donde no detecten su obra y si es así se volverán a subir y al final tendrán que caer en la resignación.
    Un tal Clemente que es integrante de Trencito es un tipo pedante y repela todo el tiempo de la situación económica que atraviesan y lejos de ayudarse propiciando una tregua convenenciera a sus intereses parece que se echa al mosntruo de mil cabezas encima. Además no se sabe que compartan de sus ganancias de la música que le han hurtado a los verdaderos dueños de ella o que emprendan alguna ayuda a los indígenas de mi Ecuador querido o de Perú y Bolivia.
    Deivo, lo felicito por su labor y deseo que nos siga compartiendo excelente música, sobre todo de los Calchakis que ese si es un grupo de gran historia, ampliamente reconocido y ajeno a comentarios soeces.

    ResponderEliminar
  8. Amigos, estoy sorprendido por la reaccion de ustedes, a mi me gusta mucho esto de compartir musica gratuitamente a traves de internet, pero, eso no significa ni por un instante que exista el "deber" de que a todos les suceda lo mismo, sobre todo si pensamos en que se "comparte" propiedad intelectual y derechos de autor ajenos. Debemos ser tolerantes y aceptar que alguien no quiera compartir eso, ni siquiera tenemos derecho a molestarnos, por lo que ex-culpo a los Trencitos, si es que han sido ellos lo que te han escrito, ya que fue un anonimo y no puedes estar seguro; ellos tienen todo el derecho a querer lucrar con SU trabajo, es decir, ganarse la vida, ese el el orden de las cosas, si no no tiene sentido hacer trabajar y dedicar tu tiempo a una actividad, a no ser que sea un hobbie, pero claramente lo que hacen los Trencitos, no es eso. Y les sugiero menos arrogancia con eso de que les difundimos su trabajo, ya que yo podria decir que necesidad tienen los Quilapayun, o los Illapus, o los Inti-Illimanis, de que estemos interesados en difundir su trabajo. Simplemente tenemos un hobbie apasionante que es el compartir musica y eso algo muy valioso, pero no debemos ofendernos por que hayan quienes no quieran compartir su trabajo de esta manera.

    Rafael Duran (sentandino@hotmail.com)

    ResponderEliminar
  9. Mucha razón tiene Rafaél Duran en su comentario, pero es bien cierto que algunos grupos son totalmente descponocidos, al menos en el nuestro medio –me refiero a los países de este lado del planeta–.
    En mi caso concreto, escucho música latinoamericana (folklore, protesta, nueva canción, troba) desde hace cuarenta años y al trencito recién o conocí hace un año en este blog.
    Gracias Deivo por tu trabajo. Sigue adelante.

    fredi landázuri
    Quito–Ecuador

    ResponderEliminar